LA IMPORTANCIA DE OPERAR DIRECTAMENTE CON UNA REFINERÍA LBMA

El mercado de los metales preciosos en España está regulado por el Real Decreto 197/1988. En esta ley se recogen las premisas que todos los profesionales del sector deben seguir para poder desempeñar su labor dentro del marco de la legalidad. Uno de los puntos clave es saber en qué perfil debe encajar cada uno: fabricante, compraventa o fundición. Tras el “boom” de los últimos años, han sido muchas las empresas que se han configurado como mayoristas o intermediarios y que se dedican a comprar y vender sin esperar el tiempo reglamentario establecido por la ley, ya sea por no tener liquidez suficiente para poder esperar ese período o por no disponer del libro-registro policial. Por ello, desde IGR Spain, recomendamos a todos los profesionales de este sector que exijan siempre a sus compradores aquella documentación que les acredite para comprar y vender metales preciosos: libro-registro y/o autorización de la Delegación del Gobierno. Sin esta documentación, no sólo ponen en riesgo su metal con posibles incautaciones policiales o cierre del negocio, sino también su reputación y fiabilidad. IGR Spain aboga por la transparencia y pone a disposición de todos sus clientes la opción de comprobar los documentos y acreditaciones que nos avalan. No sólo a nivel local, con licencia de fundición y de compraventa, sino también a escala internacional, con el respaldo de la LBMA, la organización más prestigiosa dentro del mercado de los metales preciosos, donde IGR aparece como una de las 63 refinerías acreditadas en la Good Delivery List.